martes, 12 de diciembre de 2017

Cuestión


Si tuvieras la oportunidad de saber la fecha de tu muerte.
 ¿Aceptarías saberla?

lunes, 11 de diciembre de 2017

Conversaciones insuficientes

-Que manotazo te daba en el culo, lo iban a escuchar hasta en Venezuela.

-El manotazo no sé, pero mi gemido seguro.

-Gemido o grito?

-Gemido.

-Que debo deducir?

-Que ese manotazo me gustaría.

-Ay (suspiro)

domingo, 10 de diciembre de 2017

Formas de pensar



" Las cadenas de la esclavitud solamente atan las manos;
Es la mente lo que hace al hombre ser libre o esclavo "

- Franz Grillparzer -


sábado, 9 de diciembre de 2017

I need you


Mi deseo por momentos arde y descaradamente, la tierra sigue girando,
mi instinto quema e irremediablemente, la tierra gira una y otra vez,
entre el hilo de tus ojos colgados de un color ataúd
y la extrañeza de la lejana posesión...
Te necesito a ti, vástago de mi propia drogadicción.
Dormir y soñar contigo,
vuelcan el pensamiento a la extraña dimensión de tu alma,
mi vicio confesable,
mis cuatro letras que estallan un amplio camino,
tus palabras nutritivas de sexo, pasión y sentimiento,
esas noches esclavizando miradas invisibles y tanta complicidad,
ese rucu rucu desde que nos conocemos que no sé como coño aliviar.
Te necesito a ti y esa promesa de oler nubes,
te necesito a ti y aprender a volar a sitios desconocidos,
en el límite de tu cuerpo endiosando mis ojos,



- Aunque tú no estás, mis ojos de ti, de todo, están llenos -

Miguel Hernández

jueves, 7 de diciembre de 2017

La puta del lazo rojo


Insuperable atracción,
tu cuerpo bañado en mi adicción,
braguitas que murmuran entre lazos rojos,
cigarrillo que consume junto a mis ojos
la belleza de tu masturbación.
Senderos de magia,
beso tus caderas entre arrumacos y decisión,
caminos infinitos,
mi saliva alza tus gemidos hacia un lugar desconocido...

Prostituyo tu lado más salvaje,
tus piernas se cierran diciendo "no",
entre leves empujones de sentido común,
parpadean tus labios queriendo un poco más,
quizás donde nadie haya llegado jamás...

La extraña conversación de mis manos en tus pechos
cultiva un nacimiento de máxima excitación,
mi poder y tu negación permiten una pausa al ritmo enloquecedor,
vuelco hasta la última gota de mi interior,
con un final inesperado (en tu cara) de salado sabor...





















domingo, 3 de diciembre de 2017

Humor

En una cárcel, un preso comenta indignado a su compañero de celda:
- Es un poco ridículo lo que están haciendo conmigo.
- ¿ Por qué?
- Porque me metieron aquí por robar pan, y ahora me lo traen gratis todos los días.


miércoles, 29 de noviembre de 2017

La muerte de Peter Pan

Me senté 5 años junto a un reloj,
construidos con mis manos pacientes,
hambrientas de tu cuerpo.
Un roce de emoción y una fuerte palmada condenando un amor...
¿Que amor?
La espera en algunos casos es una dulce compañera,
otras veces es como un libro que termina trágicamente.
En la agonía de ver un maratón de minutos que van a ningún lado,
las horas quemadas como un intenso cigarrillo de soledad.
En la mirada austera esperando un regreso, un difícil mensaje pero esperanzador,
una señal de tus labios pronunciando tímidamente mi nombre...

Peter Pan invisible e invencible, como aquel disco gris y violento,
donde unas sencillas mariposas, recorrían tu rostro alargando una sonrisa,
una sonrisa infinita...

Mis párpados esta vez, comienzan a descender bajo una lluvia de recuerdos y sentimientos.
Tu mente divaga más allá de esta lejanía tan letarga.
Demasiado ruido a veces, gente incansable, vida real...
Yo me aparto mientras Peter Pan huye creyendo ser feliz.
Desfallecimiento doloroso, el inestable pensamiento ya no quiere rebobinar más.
Los días han sido el justo precio pagado,
comportamiento extraño, sueños y emociones ya inservibles...

Peter Pan no ha hablado en ningún lugar,
un murmullo acompañado del silencio matador y traicionero,
aún sin saber actuar en el teatro de tu boca,
aún sin saber jugar en la circunstancia de nuestra vida,
expuesta a quien no le debería importar.
Más ruido, malestar emocional, deseo fundido en el paso de este tiempo jodidamente lento.
Lluvia de espasmos, intranquilidad certera, Peter Pan abandona la oportunidad de un simple abrazo,
la bondad de quererte y herirte con un gesto erróneo,
la amabilidad de necesitarte como un chasquido de dedos secos,
sin mi permiso, con tu retiro eterno... Y la muerte anunciada.
Aún con los últimos versos, golpeo la imagen de tus ojos acariciando mis ojos, todos cerrados, para siempre, o lo que es lo mismo, eternamente.




- Lo inesperado es lo que te cambia la vida -





viernes, 24 de noviembre de 2017

Bola Extra IV





Hoy voy a navegar entre el río y el mar,
mezclar sensaciones y laberintos aún no dormidos.
Hoy voy a retozarme en la suerte de haberte conocido,
después de nadar entre oleajes de emoción adulterada.
Ese resquicio de timidez que te hace ser tan exacta,
esas letras de mentes carnales,
esa actitud que quebranta el infinito de poderte tocar,
esos incontrolables e inevitables sentimientos,
ese campesino con la espalda mojada de masticar felicidad.
Esta partida aún no ha terminado,
una bola extra de esperanza e imaginación,
tu juegas a ser Marilyn y yo me recreo en ser tu mago.
Nuestro tiempo se dilata y la norma de Venus
ensancha la luz de tus ojos en la oscuridad.
Agua helada que dibuja nubes extrañas,
olor a jazmín, tacto invisible, murmullo impalpable,
incierta apariencia, astucia sagrada,
mil estrellas que en tu alma el cielo ha dibujado,
nadie puede volar sin alas y deseos,
nadie puede sentir más sin haber acariciado.
Ojos oscuros difíciles de silenciar,
esa luna que altera tu sueño,
esperándonos, no deja de brillar...
Esa nieve que enfría tus mejillas al sonreír,
amenazas excitantes, murmullos lejanos,
tierra húmeda que devora la puta distancia,
germina la razón de provocarte y ser un poquito más feliz,
madrugadas que permiten volar nuestra condición.
Tu boca temblorosa interroga...
¿Qué quieres ahora? 
Te quiero a ti...

miércoles, 22 de noviembre de 2017

martes, 21 de noviembre de 2017

Deseo

Tu mirada desafiante después unas palabras hirientes,
maltratan mis ojos ensangrentados.
Rabia en mi mente, sudor en tu cuerpo tumbado,
en una cama roja de dolor.
Tiembla tu cintura al sentir mis dedos desgastados,
tiembla tu mente sin saber que voy hacer contigo...
Maltrato tu hambre con mi lengua entre tus piernas,
víctimas de no poder hablar,
amordazo tu sentido común con duras embestidas,
mientras sin permiso,
tus ruegos se pierden por el escaso aire que circula entre los dos.
Baño tu espalda con un placer infinito,
al capricho de sentir mi poder derrumbándose sobre ti.